¿Cómo entender?                 

¿Cómo entender?                 

Que en Argentina, vecino nuestro tengan media sanción para legalizar el aborto. Como entender que la vida misma de seres inocentes pende de los votos de una cantidad de políticos que si hacen los números, o sea completan los votos a favor de matar a pequeños en el vientre materno estarían certificando el asesinato de miles y miles de personas.                     

Como entender que la vida no es una opinión meramente atada al antojo de un grupo que apoya a ciertas mujeres que justifican el aborto por que supuestamente pueden hacer de su cuerpo lo que les plazca. Háganse un tatuaje si quieren o colóquense un piercing, pero un feto es otro cuerpo dentro del cuerpo de una madre, ese cuerpo es un ser humano desde el mismo momento de gestación.  Suelo en mi espacio de radio valorar a las mujeres como las colaboradoras más cercanas de Dios en obra creadora, me mantengo en este punto de vista salvo “honrosas excepciones”. Como entender que aquellas manos que serán las primeras en presionar esas manitas tiernas, casi sin fuerzas buscando seguridad, buscando donde asirse a la vida, esas manos que deberían de acariciar esa pelusa incipiente de la cabecita de aquel que quiere ver la luz del día y no navegar por ignotas oscuridades del nunca jamás.

Que serán las que firmen el acta de defunción con rostro maquillado de autorización para desgajar la naciente y creciente vida en desarrollo. Cómo entender que esa voz que tanto amor debería de arrullar con canciones de cuna seria la que sin ningún atisbo de compasión cantaría el Réquiem autorizando lo inimaginable “truncar” la vida. Cuánta aberración jugando a ser Dioses del Olimpo de la legislatura.

Encaramados al trono de la mísera corruptela donde todo vale hasta asesinar a seres indefensos en su saco amniótico. Como entender que aquellos que fueron llamados a curar, a sanar hoy serán llamados a matar (¿?).  Y el juramento que cada galeno hace de defender la vida.

Este juramento que orienta al médico en la práctica de su oficio. Que a pesar de escuchar el testimonio de una periodista chilena y tantas otras historias en las audiencias públicas ni se inmutaron.  Cómo entender el tiempo que estamos viviendo cuando los derechos fundamentales del hombre se ven socavados de esta manera, como entender la decadencia de nuestra especie cuando la misma atenta contra sí misma?

Share